Saltar al contenido

1-24 El vino como agradecimiento por Mikel Romero.

1-24 es un proyecto del diseñador gráfico afincado en Barcelona Mikel Romero. No se trata de la etiqueta para última añada de algún vino premium o  el último vino de autor de tu bodega favorita, se trata de un proyecto de autopromoción con el que Mikel agradeció a sus amigos y colaboradores su confianza en 2017, sirviendo de regalo para felicitar el año nuevo 2018.

Se trata de una edición limitada de 24 botellas personalizadas, cada una de ellas numerada con una tipografía diseñada para la ocasión y que junto a la tarjeta personalizada que lo acompaña convierten a este presente en un detalle único e irrepetible que seguro hizo sentir muy especiales a los 24 afortunados, a mi me parece un regalazo vaya.

Botella de vino ganadora bronce autopromoción premios Laus 2018

Todas las botellas de vino edición limitada autopromoción Mikel Romero

Tarjeta que acozmpaña a la botella personalizada

Me encanta este ejemplo porque nos recuerda que el vino es una manera maravillosa de crear vínculos y de agradecer, además como es el caso agradecer con un pedacito de tu tierra, si has tenido la  suerte de crecer en una zona con tradición bodeguera.

Ya hablamos hace poquito de este proyecto en nuestro instagram y ahora no hemos encontrado con que el proyecto se ha llevado un premio Laus de Bronce en la categoría de autopromoción.

DISEÑO, DIRECCIÓN DE ARTE Y TIPOGRAFÍA Mikel Romero
FOTOGRAFÍA Enric Badrinas

No es el primer trabajo de autopromoción relacionado con el vino sobre el que escribimos en Ovnivinos, en otro caso la agencia neozelandesa 485 design utilizó de manera similar el vino como medio para agradecer a sus empleados el esfuerzo del todo el año de trabajo.